Publicidad

Ruta en coche desde Londres a Escocia

Desde hace unos años comparto nuestro viaje de verano, unos días en familia para nosotros inolvidables, este año por Escocia. Siempre te comento que nos gusta viajar en coche, que vamos los cinco en modo “Cuéntame”: el conductor, nuestras chicas, la abuela, y servidora, de copiloto. Viajar en coche con un conductor al que le encanta conducir, al que no le importa colocar el maletero en plan Tetris, con unas mozas en una edad buena —el “cuantoqueda” sólo se oye de vez en cuando—, y una abuela incombustible que aguanta lo que echen es un plan estupendo. Los picnics son inolvidables, para comer unas veces encontramos sitios idílicos y otras, menos, pero con humor y buen material que viene en la maleta y los mejores que productos que encontramos por la zona comemos más que bien. Por eso aquí recomendaciones de restaurantes no encontrarás.

Three Sisters, en Escocia

No se si recordarás que te conté en esta entrada que Sara estaba en Londres haciendo un curso, y la idea era estar unos días allí mientras ella terminaba, y luego alquilar un coche y salir tranquilamente a recorrernos Escocia los días que teníamos libres, un lugar que nos dejó impresionados, ¡qué belleza de paisajes…!

En líneas generales el tema del alojamiento, caro y regulero —más bien malo—. Me habían avisado que lo mejor era alojarte en los B&B que hay por todas partes, pero cuando nosotros reservamos, estaba ya todo ocupado. Igual para una pareja es más fácil encontrar algo en agosto, pero nosotros somos cinco y acoplarnos, imposible.

Al final, cuando pasa el tiempo, de estos viajes recuerdas lo fabulosos que han sido, y de las cosas que salen peor, ni te acuerdas o te ríes recordando esos colchones, esas moquetas escocesas y esos baños…

Ruta en coche desde Londres a Escocia

Salida de Londres

El primer día teníamos que recoger el coche de alquiler. Como teníamos que esperar a que Sara saliera a las cinco de la universidad nos encontramos un atasco de viernes monumental, y con la carretera en obras, cuando llegamos a nuestra primera parada, el conjunto de Stonehenge, ya estaba cerrado. También tocó acostumbrarnos a la conducción por el otro carril, manejar las marchas del coche con la otra mano, y yo ver muy de cerca los bordillos, ¡uf!, pero vamos, mi conductor dice que no le pareció que fuera para tanto…

Así llegamos a Rickford, en North Somerset. Sitio idílico en un pequeño pueblo, el pub típico inglés con alojamiento en la parte de arriba de la casa.

Alojamiento

The Plume of Feathers
No recomendable. Unas camas imposibles a los precios propios de UK. Eso sí, el dueño se ofrece a preparar un desayuno inglés consistente. Si eres aficionado a la cata de cervezas y whiskys tenían una variedad absolutamente espectacular.
Coordenadas GPS: N 51°19’51.0″, W 2°44’17.8″

Bath

Por la mañana, bien temprano —ya sabes que no nos importa madrugar— y ya más descansados, salimos para Bath. ¡Qué ganas tenía yo de conocer la ciudad! Dejamos el coche en el aparcamiento de los Crescent Gardens y desde ese mismo instante un disfrute empezar a caminar.

Ciudad muy importante a lo largo de la historia, ya desde la época romana. Con posterioridad el auge de sus aguas termales en el XVIII incentivó a Ralph Allen para realizar la gran transformación de la ciudad patrocinando a los arquitectos John Wood el viejo, y más tarde a su hijo. De ellos es la traza de los nuevos barrios, con edificios de viviendas de corte clásico y escala de palacio.

The Circus @ Bath

Al padre debemos el Circus y al hijo el Royal Crescent.

The Royal Crescent @ Bath

Música en la calle, ambiente muy agradable y aunque no tuvimos tiempo de ver los baños de Bath por dentro —las colas eran enormes—, no dejamos un metro de la ciudad por pasear. Especial ilusión me hizo acercarme a la Bakery de Richard Bertinet, panadero muy mediático que con sus libros nos puso a muchos a hacer pan. Tiene dos locales, uno en New Bond Street Place y otro en Bartlett Street. Compramos alguno de sus panes para probarlos, y ese día hicimos un almuerzo con unos embutidos, queso y uno de sus panes que nos supo a gloria.

Richard Bertinet Bakery @ Bath

Después de la visita a Bath enfilamos hacia el Norte, rumbo a Escocia. Hicimos noche en el camino.

Alojamiento

Rhins of Galloway
El sitio un poco perdido, en medio de la nada, pero muy tranquilo y el único hotel con camas cómodas de todo nuestro viaje. El desayuno, fabuloso y en un comedor amplio. Estuvimos muy a gusto, la verdad. El único que se salva de nuestro periplo escocés.
Coordenadas GPS: N 54° 57′ 7.6″, W 5° 0′ 17.2″

Glasgow

La siguiente parada era por tema arquitectura, tocaba Glasgow, y ya te hablé en esta entrada que íbamos a conocer la obra de Charles R. Mackintosh.

Loch Lomond y Luss

Esa misma tarde ya empezamos a tomar contacto con el paisaje escocés.

Loch Lomond

A 50 km estábamos en el lago Lomond, y nos dimos un buen paseo por sus alrededores.

Loch Lomond II

Acabamos la tarde en Luss, un pequeño pueblo donde se ve un panorama espectacular sobre el Parque Nacional del Loch Lomond y los Trossachs. Su muelle es pura tranquilidad.

Luss and the Loch Lomond

Disfrutamos mucho viendo las antiguas casas de los trabajadores de la cantera y del molino local, con tonos pastel y unos jardines muy cuidados.

Luss

Alojamiento

Killin
Esa noche nos alojamos en Killin. El pueblo es una preciosidad. El hotel parecía sacado de otro siglo, de nuevo con unos colchones terribles y unos baños poco menos que del siglo XIX. Eso sí, a precio de un cuatro estrellas de España. Pero si uno está cansado, cae rendido por necesidad, así que nos acostamos prontito porque nos apetecía aprovechar desde temprano al día siguiente.
Coordenadas GPS: N 56° 28′ 11″, W 4° 19′ 4.9″

Glencoe

Todavía estamos con la boca abierta recordando las impresionantes montañas de Three Sisters. Ahí empieza el paisaje escocés que se nos ha quedado grabado para siempre. Una de las primeras paradas que hicimos a contemplar las montañas y el Valle del río Coe era a una hora temprana y no había todavía turistas, pero ya estaba ahí el gaitero que ves en la foto, que supongo te parecerá muy folklórico y de un turisteo extremo, pero que ambientaba el paisaje de una manera especial. Confieso que de vez en cuando me pongo la musiquita, que tengo grabado el momento en el móvil.

Three Sisters y el gaitero

Ibamos recorriendo sin prisa la carretera hasta llegar a Glencoe, y bordeando Loch Linnhe a Fort William. A partir de ahí, nuestra idea era penetrar en las Highlands hasta Invergarry para girar al Oeste y bordear Loch Garry, Loch Loyne y Loch Cluanie.

Loch Loyne

Luego, llegar al Loch Duich y hacer la parada obligatoria en el Eilean Donan Castle.

Eilean Donan Castle

Por el camino, muchas paradas, a cada cual con mejores vistas, y un paisaje singular, como no habrás visto otro en tu vida… No te puedo aconsejar un itinerario u otro mires por donde mires es una belleza.

Skye

Desde allí bordear y cruzar Loch Alsh para pisar la isla de Skye, ¡qué sitio más hermoso y especial!. Nosotros sólo tuvimos horas para disfrutarla, ¡qué bonito todo! Rumbo a Portree, con sus casitas de colores… Realmente la visita a esta isla, por si estás organizando tu viaje, merece la pena dedicarle un poco más de tiempo para conocerla aún mejor. Nosotros disfrutamos mucho, mucho ese día, pero la verdad acabamos matados.

Y aquí comienza la verdad verdadera de las carreteras estrechas escocesas. Seguir adelante supone conducir por una carretera de un carril con barrigas. ¿Pero qué dices? Pues eso, que la carretera es de un sólo carril. El cruce de coches se resuelve a base de pequeños ensanchamientos a derecha e izquierda. Si está a tu izquierda, te debes detener tú y ceder el paso; si está a la derecha, tienes preferencia. El paisaje, cada vez más diferente. Conforme bordeas Loch Leathan puedes ver ya el Old Mann of Storr, una curiosa formación rocosa.

Loch Leathan and the Old Man of Storr

A poca distancia se halla Loch Mealt y las Mealt Falls, impresionantes, y con gaitero incluido también. Allí pasamos un buen rato, pudimos comer y descansar tranquilamente, que hay una zona con mesas.

Melt Falls

Tras la visita tocaba desandar lo andado hasta Invergarry prácticamente.

Loch Ness

Ya con ganas de llegar al hotel después de este día tan intenso, cómo no paras en el más famoso de los lagos, el Ness. No, no se asomó Nessie, etcétera, etcétera. Iba ya la noche de caída y no llegamos a tiempo de visitar el castillo de Urquhart, que es prácticamente desde donde mejor se ve esta lago, inaccesible desde cualquier otro punto. La verdad es que si vais con niños está la gracieta que pueda hacerles, pero a nosotros no nos pareció de parada obligatoria.

Urquhart Castle and the Loch Ness

Noche en Inverness, lugar de novela negra…

Alojamiento

Ardross Glencairn
Dos casas unidas, algo desangeladas. Era agosto y para darte una ducha tenías que echarle valor de lo frío que estaba el baño. Colchones muy reguleros, qué digo reguleros, más bien malucos.
Coordenadas GPS: N 57° 28′ 28.7″, W 4° 13′ 57.5″

Parque Nacional de los Cairngorms

Maravillosa esta zona: montes poblados de brezo, bosques inmensos, zona de pistas de esquí —las vimos en modo verano, claro—, ovejas y más ovejas… y muchas destilerías. Es imposible de olvidar. Este día lo dedicamos a parar en donde nos apetecía, sin mucha prisa, con calma, y dando pequeños paseos.

A nuestras chicas, les apetecía parar en Balmoral, pero le surgió un asuntillo de última hora a la Reina madre y no nos pudo recibir.

Cairngorms National Park

Perth y Stirling

Ya por la tarde nuestra parada de un par de horas fue en Perth. Tiene un centro histórico muy agradable de pasear, desde sus calles hasta la zona del río Tay.

Por las calles de Perth

Y queríamos acabar el día en Stirling. Pudimos aparcar en la plaza y ver por fuera su imponente castillo y las vistas que tiene. No nos entretuvimos ya mucho porque teníamos que llegar a Edimburgo, aunque ya tarde y cansados. Nos apetecía pasar un par de días tranquilos en una de las ciudades más bonitas, que hasta entonces no conocíamos.

El castillo de Stirling

Edimburgo

Pues no sé muy bien por donde empezar para resumir en pocas lineas nuestro corto paso por Edimuburgo. Nos supieron a poco dos días.

Disfrutamos mucho paseando por sus calles llenas de gente, de espectáculos culturales, de gente joven cantando, sitios llenos de vida… Todas tienen su encanto, pero me parecieron especialmente preciosas West Bow y Victoria Street con sus casas de colores, la Royal Mile, desde el castillo hasta el Palacio de Holyroodhouse, y las estrechas calles perpendiculares que íbamos descubriendo. Frente al Palacio se yergue el edificio del Parlamento Escocés, obra del difunto arquitecto español Enric Miralles, inaugurado en 2004.

Nos dimos una fabulosa caminata hasta Calton Hill, con unas vistas espectaculares. Uno de los días, con un tiempo fabuloso pudimos comer en los jardines de la Princess Street. Otro de los días estuvimos por antojo de las mozas en un sitio donde hemos comido una de las mejores pizzas de cualquiera de nuestros viajes. Arenga materna: mira que venir a Edimburgo y pedir pizza… El sitio se llama Pizzería Dough, un pequeño local en el 172 de Rose Street, y es de parada obligatoria. Tienes que esperar un poco a que las hagan, pero fue un acierto total.

Puedes hacer clic sobre cualquier foto para comenzar una presentación a pantalla completa.

Alojamiento

Ibis Budget Edinburgh Park
El alojamiento es muy caro en Edimburgo. Elegimos este hotel por la cercanía al aeropuerto el día de salida, porque con los precios que tiene todo sabes que una buena cama —ya no se pide más por allí— y una ducha limpia y cómoda las tienes aseguradas. Habitaciones muy pequeñas, pero sin ruido. En general correcto, recomendable, el personal extraordinariamente amable. La única pega es tener que desplazarte a la ciudad, nosotros teníamos coche y nos vino bien. Si no, dependes del servicio de autobuses que tienen.
Coordenadas GPS: N 55º 56′ 14.8″, W 3° 19′ 16.1″

La devolución del coche de alquiler en el aeropuerto, más rápida imposible: dejar el coche y en dos minutos escasos estábamos caminando por la terminal del aeropuerto, pequeño, por cierto.

Te dejo un mapa de Google por si te puede ayudar.

Su

Publicado por , el Nuestros viajes.

Comentarios


Te recordamos que:

  • Los comentarios no se publican inmediatamente. Están sometidos a moderación por parte de webos fritos.
  • Si quieres poner cara a tus comentarios, aquí te explicamos como hacerlo
  • Al dejar un comentario aceptas nuestra política de privacidad
Ya se han hecho 19 comentarios para "Ruta en coche desde Londres a Escocia".
  1. Mari Gómez says:

    Que bonito todo Su, los paisajes me recuerdan la serie Outlander que es una de mis favoritas, y cambiando de tema, he hecho el bizcocho de manzanas y nueces que publicaste hace unos dias y me parece delicioso, me ha salido buenísimo, mi favorito siempre es tu pastel de manzana de la Normandia, pero éste también está riquísimo y en casa a todos les ha encantado, lo volveremos a comer muchas veces, eso es seguro.

  2. Yolanda says:

    Me encanta el viaje!!Nosotros tambien tenemos una hija estudiando en Londres y estamos pensando hacer el recorrido por Escocia en coche pero nos da un poco de.miedo lo de conducir….!! En cuantos dias hicisteis este.recorrido?
    Mi enhorabuena por el blog. Te sigo desde hace tiempo y tu pastel de cabracho cae todas las Navidades!

    • Su says:

      Yolanda, a mí me dio respeto la verdad, pero yo conduzco poco, mi marido que conduce a diario por Madrid, le pareció que no era para tanto.
      Nosotros lo hicimos en 6 días, se queda un poco corto

  3. Begoña Escudero Zabala says:

    Espectacular este post!!!!!!!!!
    Me ha encantado leerlo y recordar los paisajes de Escocia. Yo hice el viaje desde Guadalajara hasta Edimburgo en coche ?
    Y estuve viviendo un año en Edimburgo. Gracias por hacerme recordar los buenos momentos que pase por esas tierras…. y hacernos viajar desde el sofá ???

  4. Esther says:

    Muy útil, voy en un para de meses y me viene de perlas! Gracias

  5. María logopeda says:

    Ayyyy, ya sabes tú que sueño con el día en que mis dos churumbeles vengan con nosotros al fin del mundo,…hoy hemos estado mirando furgonetas camperizadas “de esas”,…no te digo más.
    Un placer leerte campeona!!!!!!

  6. Isabel Linares says:

    Webos fritos,estas hecha una guia turistica,que articuclo tan lindo de Escocia.como dijo Neruda
    quien no viaja o lee no vive.

  7. M.A. says:

    Me encantan las entradas de viajes. No viajamos desde hace un siglo porque los niños son muy pequeños, pero estos planes vuestros me hacen tener la ilusión de ir con ellos dentro de algunos años. Las recomendaciones son geniales, porque no vienen en las guías.
    Gracias!!

  8. ISABEL LUCAS SANCHEZ says:

    Me encantan tus viajes y como los cuentas…dan ganas de hace la maleta.

  9. Cortes Vizcaíno says:

    ¡Qué bien os lo montáis! Me encanta. Felicidades. ¡Y qué valor el Sr. Webos! No cojo yo el coche ni loca si tengo que ir por la izquierda.
    Y los paisajes, preciosos. Gracias por animarnos a viajar.
    Por cierto, que yo también he hecho el bizcocho al revés de manzana y nueces y sale delicioso.
    Gracias

  10. Erkuden says:

    Uauuuuu! Ha sido como volver a hacer el viaje q hice con una amiga hace años… impresionante Escocia! Mil gracias por tus palabras!

  11. Julia Jiménez Sierra says:

    Me ha recordado a nuestro viaje por Escocia. De Madrid a Londres, de aquí a Edimburgo, coche de alquiler y a recorrer sus carreteras estrechas, a veces muy estrechas, paisajes muy bonitos y montes de color malva. Me encantó.

  12. Elisabeth says:

    Me encantan tus crónicas de viajes.
    Un abrazo.

    PD: de mayor quiero ser como la Sra. abuela Webos. Qué vitalidad!

  13. MARISA ALBARES says:

    Que bonito todo! Sant Andrews os hubiera gustado mucho, es tipo Cambridge, Oxford, con sus college, con mar y Escocia. Yo tuve la oportunidad de estar un par de veces porque mi hermano vivió allí y aún así me faltan sitios por ver.

  14. Mercedes Romero says:

    Vaya precioso reportaje -fotos incluidas. A las personas que como yo no tenemos ocasión de viajar, nos alimenta el espíritu. Además, detallas los aspectos menos evidentes en los “reportajes” más o menos oficiales.
    Bravo, FAMILIA. FELICIDADES.

  15. Esther Llurba says:

    Estábamos planteándonos estas vacaciones y Escocia era una de las opciones.¡ Decidido!!!!!!!!
    He enseñado a la familia vuestro viaje y se han convencido. Era mi opción preferida y tu post ha sido utilizado a mi favor!! Jejeje
    Tus recetas nunca me han fallado (Y mira que he hecho un porrón), así que estoy segura de que tus consejos de viaje serán buenos ya que nosotros también viajamos en plan “Los Alcántara”
    GRACIAS por compartir todos los detalles de vuestro viaje, hoteles, lugares encantadores.
    Su, tu y los tuyos sois ya de casa .
    Un besazo

  16. Cristina says:

    Cada vez que leo un post sobre un viaje vuestro se me ponen los dientes largos, me vengo arriba y quiero hacerlo igual, paso a paso, pero luego pienso en la paliza de coche, en la niña pequeña (que es muy pequeña aún) y se me quita la idea de la cabeza, aunque me fastidie. De todas maneras, aquí sigo leyendo y soñando con el momento de poder hacer un viaje como los vuestros. Me encantan! Muchas gracias por todo.

    Besos manchegos

  17. CMG says:

    Muchas gracias, acabo de volver de Edimburgo y la pizzeria es altamente recomendable, un abrazo, Carmen

Mostrar comentarios

Prorratear los ingredientes de una receta

Agenda

+ Ver todo

  • No hay actividades programadas

Su cocina con

Nuestros proveedores te ofrecen ventajas especiales. Ser webero supone regalo seguro….